Un año después

Octubre del 2012 fue un mes difícil.

Un año después vimos con mi compañero y mi hija Vero a la Celeste perder ante Ecuador desde la Explanada Municipal. Por primera vez estuve en una aparcería. Mi hija Florencia fue y volvió de Brasil. Participé con mis hijos Andrés y Lucía del Fotograma. Festejamos juntos mi primer año de mi tercera época. Los países europeos se hicieron los sorprendidos ante el espionaje de EEUU. Nos juntamos en la plaza Liber Seregni en apoyo a la candidatura de una mujer a la Presidencia por el Frente Amplio. Preparamos el Congreso Programático. Planeamos un nuevo número de Cuadernos de Compañero. Participamos en la elección de Concejos Vecinales e hicimos campaña por las ciclovías en el Presupuesto Participativo. Todo esto me lo hubiera perdido. ¡Púchica qué es lindo vivir para contarla!

2

3

4

5

6

7

8

9

10 Florencia fue y volvió.

11. Florencia fue y volvió3

12

13

Tiempo de vacaciones

El verano es un buen momento. Tiempo de reflexión. De tomar distancia, recuperar energías. De repensar caminos. Aflojar. Leer novelas. Caminar, correr, nadar, practicar yoga. Tiempo de ensayar el couplé y preparar el vestuario. Quizá por eso el 1 de enero usamos algo nuevo. Repartimos consejos. No apoyar la copa después del brindis sin beber antes. Mirarse a los ojos al chocar las copas. Nos hicimos promesas: cumplir todo lo que postergamos siempre. Con optimismo nos preparamos para lo que vendría.

Este blog se pone a tono. No puede cortarse el pelo, ni comprarse la camiseta de La Mojigata, pero sí puede cambiarse un poco. Para el 2009 tuvimos colores crepusculares, para el 2010, elegimos tener espacio.

.

.